5. ¿QUÉ ES LA EXCLUSIÓN LABORAL?

Entendemos por marginación o exclusión a una situación social de desventaja económica, profesional, política o de estatus social.

La exclusión social y por tanto laboral (discriminación en el trabajo) se define como la imposibilidad de gozar de los derechos sociales sin ayuda, en la imagen desvalorizada de sí mismo y de la capacidad personal de hacer frente a las obligaciones propias. El individuo no será integrado por las ventajas del empleo ni aunque éste mejore de manera generalizada. El concepto de exclusión social y laboral se refiere a la acción de impedir la participación por meras etiquetas hacia determinadas personas en aspectos considerados como valiosos en la vida colectiva, como es el trabajo.

El hecho de padecer una privación económica de forma duradera supone la no participación de la sociedad. La exclusión laboral; por tanto, se considera una falta de participación tanto en lo económico, como en lo político como en lo cultural y social. Es algo más que pobreza, se trata de una acumulación de problemas.

En relación con la pobreza entendemos que las restricciones en el acceso a los servicios e ingresos necesarios para tener un nivel de vida mínimo que resultan de la exclusión social hacen que exista una alta correlación entre pobreza y exclusión social. Aunque no siempre son la mayoría de los pobres, los grupos tradicionalmente excluidos son los más pobres dentro de los pobres. Esta tendencia deja claro que la reducción de la pobreza sólo podrá darse si se enfrentan los complejos factores y determinantes de la exclusión social, y por tanto, laboral.

6. CAUSAS DE LA EXCLUSIÓN

-¿Dónde y cómo se genera la exclusión?:

El estado actual de la Exclusión resulta de una triple ruptura: económica, social y vital; y de la confluencia convergente de tres factores:

-Estructurales: que conforman una estructura excluyente

-Sociales: que cristalizan en contextos inhabilitantes

-Subjetivos: la falta de motivaciones fragiliza los dinamismos vitales.

 

Tres ámbitos que se yuxtaponen, sobreponen y retroalimentan. Y es que la Exclusión Social no acontece sólo en las periferias, sino en el centro mismo de la organización social. Debe entenderse en contraste con la inclusión social que posibilita el acceso al sistema social por el que se incorpora la población a los distintos sistemas funcionales y beneficios sociales que ofrece la sociedad.

Una exclusión laboral; la no participación en el mercado laboral a ciertas “categorías” de personas se debe a una serie de factores que no están bien vistos en una determinada cultura. Esta exclusión del trabajo, conlleva posteriormente a un rechazo en la sociedad; son dos aspectos íntegramente relacionados.

Estos factores los podemos ver en el siguiente esquema:

GRUPOS DE RIESGO:

  1. PERSONAS CON DISCAPACIDAD PSÍQUICA

El enfermo puede llegar a sufrir un proceso de exclusión laboral porque sus habilidades no son aprovechadas ni reconocidas como productivas para el sistema.

  1. PERSONAS SIN TECHO: Desde las instituciones se piensa muchas veces que no tiene remedio y se limitan a ofrecerles albergues y comedores para cubrir sus necesidades básicas.

  1. INMIGRANTES

  1. LA TERCERA EDAD

  1. LOS DESEMPLEADOS DE LARGA DURACIÓN:

 Entre las personas con un puesto de trabajo, existe una asociación entre la categoría del trabajo y la mortalidad y la morbilidad, que se mantiene cuando se efectúa un ajuste entre factores como el nivel educativo o la propiedad de la vivienda.

El desempleo largo o la inseguridad laboral tienen efectos perjudiciales para la salud.

  1. Otros grupos sociales que son vulnerables a padecer de exclusión social y laboral:

-Los drogodependientes

-Los enfermos de SIDA

-Los que ejercen la prostitución

-Los alcohólicos

-Los expresidiarios, etc.

Para reducir y eliminar la exclusión de grupos sociales y avanzar en la consecución de la integración, hay que apostar por estrategias orientadas a:

.La participación social.

.La integración laboral

.La autoestima.

7.CONSECUENCIAS DE LA EXCLUSIÓN LABORAL:

La principal consecuencia de llevar a cabo comportamientos de exclusión hacia ciertas personas que sufren de exclusión social es que esos contextos de marginación-exclusión van a generar su propia subcultura; que no es ni lee la realidad como la nuestra.

Si las personas sufren de exclusión laboral por un cierto periodo de tiempo; es decir desempleados, que no están excluidos en la sociedad la mayor consecuencia para ellos será la frustración y una baja autoestima; pues sienten que sus habilidades y capacidades para desarrollar una actividad no son aprovechadas.

La alternativa a esta realidad de exclusión hay que pensarla; pensar otra sociedad distinta a la que tenemos, intentando mejorarla.

La Utopía apunta entre los que se reúnen a pensar los contextos de exclusión que se van explorando para superarlos; y es ahí donde hemos de hacer también nuestro aprendizaje de trabajo social-educativo para poder integrar e incluir.