LA MEMORIA QUE BORRAMOS

La sociedad española intenta ocultar nuestro pasado, poniendo como excusa volver a un conflicto ideológico como pasó en nuestra historia, algo que me parece una absurdez ya que no creo que por desenterrar unos huesos de unas pobres personas que fueron fusiladas o matadas injustamente y que están enterradas a saber dónde en fosas comunes sin descubrir, pueda derivar este hecho en un conflicto nacional. Este pensamiento solo se le puede asociar a personas de mentalidad muy conservadora, gente que quiere ocultar las barbaridades que hicieron personas de su partido político, ya que yo creo que incluso ellos mismos no le ven sentido a hechos que hicieron sus antepasados. En cambio, hay gente que quiere y espera desde hace mucho tiempo recuperar a sus familiares difuntos de esa época, poder enterrarlos dignamente y poder recordarlos como verdaderamente se merece cualquier persona en este mundo.

Por el capricho de personas que están en contra y por el cambio de gobierno que quitó las ayudas a la recuperación de la memoria histórica, han hecho que tengan que venir asociaciones y grupos de personas de otros países para ayudar a las familias afectadas económicamente, algo que es una deshonra muy grande para este país y  parece como una broma decir que en un país demócrata como España no se puedan ayudar a sus familias a recuperar los restos de sus seres queridos.

A pesar de todo lo dicho anteriormente, también hay que decir que existen asociaciones que ayudan al desenterramiento de cuerpos como: La Recuperación de la Memoria Histórica, donde un grupo de voluntarios realizan una muy buena labor descubriendo información y dándole nombre a las cientos de personas que están enterradas en más de 400 fosas que hay repartidas por toda España, estando a disposición de cualquier persona que necesite ayuda y quiera contactar con ellos.        

Fosas.PNG