Protocolo sobre los deberes

¿Qué?

¿Cuánto?

Tendremos en cuenta otros periodos fundamentales como el dedicado al juego, deporte, música, higiene, relaciones familiares, sueño,…

Recomendando al alumno y a su familia que no se deberá sobrepasar de forma sistemática los tiempos aconsejados, incluso aunque no se haya acabado la tarea encomendada y comunicando el hecho al tutor o tutora cuando esto suceda, de modo que se puedan buscar soluciones conjuntas y de manera especial si esto ocurre de forma frecuente.

La lectura habitual de cuentos no entra en los tiempos dedicados a los deberes.

Etapa

Curso

Tiempo aproximado

Infantil

2 años

Cuentos, leer, experimentar, jugar,...

3 años

4 años

5 años

Primaria

10’

20’

30’

40’

50’

60’


¿En vacaciones?

No olvidar que son períodos para descansar.

Dar la información necesaria por escrito, tanto si es general como si es particular.

Educación Infantil

No encargaremos nada de manera obligatoria. Se sugerirán actividades para compartir con la familia (lugares a visitar, lecturas, juegos..., actividades creativas –dibujos, manualidades...-), lecturas de cuentos (solos o con la familia).

En cinco años se puede, en algunos casos, sugerir algún tipo de refuerzo.

Educación Primaria

En general se pueden proponer actividades lúdicas a la mayoría de los alumnos, y de manera excepcional a aquellos que necesitan trabajar una competencia concreta o bien no han alcanzado alguno de los objetivos de su nivel- se facilitarán orientaciones concretas y personales a ser posible por escrito; en tal caso es conveniente comunicar a los padres la necesidad de tener también periodos de descanso y juego.

¿Cómo?

En las reuniones generales con las familias y en las entrevistas individuales se orientará sobre la ayuda en la realización de las tareas. Aclarar que no son los adultos quienes las han de hacer ya que ésta es el tipo de implicación que menos aporta a la relación con el aprendizaje y el rendimiento académico. La implicación de la familia se ha de centrar en mejorar las condiciones y no en centrarse en la ayuda para la realización de los mismos.

Los deberes, tareas para casa que cada Tutor/a, Especialista asigna, están perfilados para la clase en general y para cada alumno/a en particular. Cada profesional tiene unas estrategias para ello: selecciona ejercicios adecuados para su competencia personal, suprime la escritura de los enunciados si hay que copiar, manda buscar información online,… Es necesario por parte de los alumnos/as de momentos personales de reflexión en casa y solos.

Aprovechar el trabajo para casa como un momento de comunicación familiar: a veces los niños quieren que se les escuche no que se les interrogue.

Revisión del cumplimiento del protocolo

En el colegio revisaremos de forma periódica la necesidad de enviar deberes para casa: al evaluar el proceso de enseñanza-aprendizaje, cuando evaluamos la práctica docente, en los diálogos alumno/docente como acción tutorial, en las reuniones de delegadas y delegados, en los Equipos Docentes, en la CESPAD, en la CCP, en el Claustro y en el Consejo Escolar.

Para cualquier duda, sugerencia, queja,... se seguirá el orden siguiente:

  1. Se comunicará al tutor o tutora. El tema debería resolverse en esa instancia.
  2. Si no fuera así, luego a la Jefatura de Estudios.
  3. Si no se hubiera resuelto, se podrá acudir a la Dirección y nunca antes de haber seguido este proceso.
  4. Cuando se hayan agotado los pasos anteriores, sin respuesta satisfactoria, se podrá acudir a la Inspección de Educación (no antes).

No se aceptarán las quejas anónimas o que no permitan que se identifique a la persona que realiza la observación. Nunca habrá represalias contra nadie por manifestar de manera correcta una discrepancia.

Adaptado del CEIP Gabriel García Márquez