Cartas de Raymqond Wilmart a Marx

1.- De Raymond Wilmart a Marx

Querido ciudadano: he recibido vuestra carta y la de M. (?), hace algun tiempo, que a causa de la cuarentena no tuve el paquete sino despues de ocho dias. He colocado cuatro series y guardado una para mi: en la ultima falta el numero dos (esta contiene numero dos y tres). Para el priximo correo yo le indicare otra forma de hacerme llegar tales envios. Me falta pagar asi 76 M/C. Ademas de los 7/6. Yo no he osado pedor mas de $6, un Shelling (Chelin) por fasciculo, lo que no hace mas que pagar justo los costos.

En Lisboa no he podido cobrar una letra de cambio a causa de irregularidades de la direccion. Monteiro ha respondido con 6 Libras sobre mi pasaje y Fontaine me ha prestado una Libra. Me escribieron ultimamente sin poner su numero; ruegue a Lafargue de escribirles para  saber si por fin ellos han cobrado la letra o si ellos han recibido las 7 Libras de Bordeaux (inutil decir que esta letra de cambio es una deuda).

Adjunto 8 Libras; de las que quisiera rogarle a Lafargue de hacerle llegar 7 a dichos Lisboneses, 10/ a Mesa por 10 Francos que me presto y la suscripcion a la revista "La Emancipacion" y 10/ para cubrir usted los gastos de envio y una parte del valor de los fasciculos, de los cuales no se el precio. Lamento que no me haya agregado "La Guerra Civil en Francia", las "Disensiones", los "Ocho Dias", el "Manifiesto Comunista", etc. Mi proxima dira cuando puedo ubicar exactamente "El Capital". Mientras tanto gracias a usted y a la señora (?) por tanto esfuerzo.

No hay ninguna correspondencia oficial con el Jura; como alguien podria ser Secretario In Partibus, digame si el "boletin" ha citado los nombres. Le pediria informes sobre Massenet (llamado Merancourt) que escribia en otro tiempo en el "Figaro" y ha publicado un opusculo sobre la Comuna de Paris. El no forma parte de nuestra seccional, pero tiene buena opinion de Bakunin. Ha habido embrollos hace diez o doce meses, no pude deducir nada, pero resulto que Job y Bergerson, quienes han actuado en Marsella en el `71, han debido retirarse. Podria usted informarme sobre ellos, asi como sobre nuestro Secretario Aubert, antiguo profesor que ha tratado de organizar La Internacional en Lyon antes de la guerra. Podria haber aliancistas alli pero los he demolido impunemente rindiendo cuenta del I Congreso de La Haya. No hubo ni una sola protesta.

El conjunto de las tres secciones esta lejos de ser anarquista, de todos modos, a pesar de seis o siete restos del naufragio de Paris, en todo falta nervio y hay un elemento suizo, italiano, e incluso frances del `48 que estan entre nosotros, porque es necesario que todos sean de alguna sociedad.

Nos molestan con proyectos irrealisables de escuela, de credito mutual, etc. El tiempo se va en estas discuciones y en las inevitables cuestiones de reglemento. Yo, que por temperamento no soy terrible, por por un loco exaltado y me gusta aplastar a los hombres sabios en la discucion, de todos modos siempre hay un elemento moderado. Esto tal vez lo haga reir un poco, pero suece que hablo como si fuera abogado y no siento ninguna pena en desarrollar impromptu un tema o en restablecer sobre la marcha la discusion desencaminada. Yo creo que la salud me da la memoria y la disposicion de mi mismo.

Hice hacer una colecta para las victimas del despido de Dufraure, 100 o 11o Francos, que enviaremos cuando tengamos uan respuesta de Nueva York.

Tenemos un periodico, estoy en el Comite de Administracion. Este correo le llevara tres numeros en cuatro ejemplares que usted tendra a bien hacerle llegar a su pensamiento, "Emancipacion" y "Volkstaat". Procure hacernos una suscripcion al  primero y sobre todo a este ultimo, del que yo podria traducir los articulos socialsitas (leo al presente en aleman y escribo en español bastante bien, por llevar la correspondencia en una de las primeras prensas españolas en este pais). Recibo bastante regularmente el segundo.

Este pais deberia ser el "refugium peccatorum", dado que todos los hombres (y las mujeres) que tienen una buena posicion social ganan dos o tres veces mas que lo necesario para vivir como en Europa. Cuento con volver a Inglaterra o Alemania para febrero proximo. Apretones de manos a su excelentisima familia, a los amigos, a mis maestros Lafargue y Dupont. Procure hacerme llegar el "Manifiesto de los seis Vaillanistas". El Consejo General ha tomado una excelente resolucion. Todo Suyo:

Raymond Wilmart.

13 de Mayo de 1873. Buenos Aires, Argentina.

2.- De Raymond Wilmart a Marx

Querido Ciudadano: Por el ultimo paquete ingles he remitido una letra de cambio de ocho Libras a la vista sobre C. de Murierra O.C. a fin de hacer llegar seis Libras a Monteiro, una libra a Fontaine (los dos de Lisboa), 10/ a Jose Mesa, reservandole a usted los 10/ restantes para cubrir el envio de 18 fascisculos: hoy he dirigido la segunda por si acaso la primera se hubiese extraviado. Estaba en un erros cuando decia que faltaba el fasciculo Nº 2.

Marchamos siempre muy lentamente. Ayer se trataba del credito mutual. Venimos de cursos de dibujo, artimetica y de lenguas, lo que no es para nada posible en las condiciones en las que nos encontramos. Hay algunos dias en los que yo mismo me sorprendo cuando encuentro una reunion de propietarios de tierras en neustra sala. Hace poco, mas o menos un año y medio, los miembros habian especulado con adquirir tierras y ya hemos comprado en las afueras dos cuadras (la cuadra tiene 150 varas de lado). Esto podria servirnos de campamento, me han asegurado, en caso de fiebre amarilla o colera. Esto es sin dudas por lo que ellos me habian rechazado un articulo sobre la especulacion de tierras y la cartesia de los alquileres que de ella resulte.

Salvo la mitad de la seccional, que esta compuesta por franceses, y la colaboracion de dos o tres españoles, no hay nada que pueda servir entre nosotros, y como decia un viejo de junio, no se habria perseguido a los internacionalistas franceses si hubieran sido tan timidos como nosotros. Comienzo a creer como Picard que no hay nada que no hacer con los elementos de aqui. Hay demasiadas posibilidades de hacerse pequeño patron y explotar a los obreros recien llegados de Europa como para que se piense de alguna manera en actuar. No obstante, fue votada una proposicion encargando al Consejo Federal preparar los medios para crear la Federacion de Oficios.

No conozco mas que dos sociedades (la de los carpinteros y la de los sastres) y hemos tenido el talento de indisponernos con ellos a proposito de la sala que se les habia prestado anteriormente gratis y de la cual casi los hemos puesto en la puerta.

El diario tiene 250 abonados, con 500 puede andar. Mientras tanto, buscamos los $250 M/C que nos falta cada vez. Es enojoso que no recibamos correspondencia de Nueva York ni de ninguna otra parte. Esto nos ayudaria a ponernos al paso de los trabajadores de otros paises. Mientras tanto, le repito que no hay matoviso para creer en la existencia de ninguna correspondencia con los 140 del Jura. Ademas, el dia en que se pruebe que tales intrigas han tenido lugar, pronta justicia sera hecha, puesto que sobre este capitulo inmensa mayoria estaria contra los intrigantes.

Despues del numero conteniendo la decision del CG (Consejo General), en lugar de esos que se negaron a reconocer las decisiones de los congresos, soy yo el que no ha recibido mas "La Emancipacion", de suerte que estoy plenamente a ciegas. Comole decia en mi ultima carta, me abonaria con gusto al Volkstaat. Hasta ahora no se me ha dicho nada de "El Capital" y yo creo que ninguno se termino la lectura, pues nadie se toma el trabajo de pensar en este pais (NdE: el subrayado me pertenece). Para remediarlo, yo trataria de dar a las ideas y las teorias que alli estan expresadas, una forma compatible con el aprendizaje oral, lo que no es muy facil.

En cuanto a mi, estoy desenaod retornar a Europa y espero con impaciencia el mes de febrero del año que viene. Si tuviera todo pago, sin duda me largo el 30 de este mes.

Hay en Montevideo un español expulsado, el doctor Guisasola, medico. Estoy en correspondencia con el y veo que quisiera retornar a Europa; el tiene una excelente clientela y si el parte, seria quiza bueno que Lafargue lo suceda si sigue deseando volver a America.

Hay en la provincia de Entre Rios una revuelta federalsita que resiste hasta el presente, pero que no puede traer ningun cambio, porque la constitucion es federal y la unica diferencia es que unos son partidarios de Buenos Aires y los otros de las provincias del interior del pais. Es un resto de viejas luchas que se perpetuan por la magia de los nombres propios. Toda la politica en este pais es asunto de personalidades y apenas podran creer en Europa que no solamente hay rivalidades entre Estados sino tambien entre provincias. Poco falta para que los europeos sean tratados como los barbaros en Roma, y es lo mas natural darnos el sobrenombre de "gringos". Mucho de prejuicio de campo y de odio contra la peninsula madre. Una desigualdad espantosa, desprecio por los negros; no se va con un obrero, se le pega a los criados, y se encuentra totalmente natural matar a los prisioneros. En el campo hay una desbandada desenfrenada. Sin la afluencia de extranjeros no habria ningun progreso posible, no se sabria otra cosa que montar a caballo.

No habiendo podido ocuparme de los despachos, le escribire por el paquete frances. Todo suyo y de vuestra familia.

Raymond Wilmart.

27 de Mayo de 1873. Buenos Aires, Argentina.

3.- De Raymond Wilmart a Marx

Querido: Por mi ultima carta le remiti la segunda de las letras de cambio de ocho libras a vuestra ciudad, y espero que usted no tendra dificultad en enviar a Lisboa o en su defecto a Madrid las pequeñas sumas que yo ahi debia.

No se donde he guardado la carta que escribi ayer para usted, y no tengo sino el tiempo justo para enviarle una direccion de Londres, donde no tendria mas que remitirme lo que tenga para enviarme de fasciculos, libros o folletos. No se olvide de atar el paquete con un buen cordel antes de envolverlo. La Aduana sabre los paquetes pero no los vuelve a cerrar y el contenido podria desparramarse o extraviarse. He Visto en la "Gazette des Tribunaux" el proceso de Paris: ¡que comedia!. No se hasta ahora nade del de Tolouse. Van mas las cosas por aqui. Sesiones vacias, falta de buena voluntad. Otros tres acaban de partir, el diario no ha aparecido a lo largo del mes ultimo. El numero que debia salir mañana, no aparecera antes del 20. Los fondos faltan y hemos debido pagar entre ochos miembros la impresion del ultimo.

No debemos desanimarnos nunca, pero hace falta mucha paciencia para soplar siemrpe sobre las cenizas que no quieren volver a encenderse. Si estoy bien informado, España va muy mal. Pensar que los españoles hubieran podido hacer tanto en su momento, y ni siquiera alertaron a los movimientos internacionalistas.

Le estrecho afectuosamente la mano, asi como a vuestra familia y amigos.

Raymond Wilmart.

14 de Junio de 1873. Buenos Aires, Argentina.